El trabajo: Más que una carga pesada

Actualizado: sep 14

Algunas ideas sobre el legado de San Alberto Hurtado, en el contexto del Día del Trabajo

#trabajo #teletrabajo #familia #díadeltrabajador

En un contexto donde muchos han perdido su fuente laboral y el teletrabajo se está sintiendo más pesado de lo que se podía imaginar, nos acercamos a conmemorar un nuevo día del Trabajo este primero de mayo. Y así es inevitable que surjan preguntas de fondo ¿Por qué es importante el trabajo en mi vida? ¿Qué sentido tiene éste? Todos tenemos un trabajo, algunos formal y otros no, como las personas que cuidan familiares, o se dedican plenamente a las labores domésticas, sin remuneración.


San Alberto Hurtado (1), nos ayuda a contestar estas preguntas: para él, el trabajo es “el esfuerzo que se pone al servicio de la humanidad, personal en su origen, fraternal en sus fines y santificador en sus efectos”.


El trabajo es personal en su origen

En este sentido, San Alberto propone que las personas están llamadas a dar lo mejor que tienen. Así el trabajo también ayuda a desarrollar el cuerpo y el espíritu, siendo ocasión para que los seres humanos puedan desplegar su energía del cuerpo y la mente. Y que a pesar de ser duro en algunas ocasiones también es fuente de alegría.


Fraternal en sus fines

En el trabajo se da la posibilidad de interactuar con nuestro prójimo, poniendo a prueba nuestra capacidad de amar a los demás, y construir una mejor sociedad con otros hermanos. En este sentido todo trabajo tiene un sentido social, que, al descubrirlo lo hace más interesante. El mismo San Alberto dice que “el sentido social es aquella cualidad que nos mueve a interesarnos por los demás, a ayudarlos en sus necesidades, a cuidar de los intereses comunes” (2).



Santificador en sus efectos

El trabajo en esta perspectiva es santificador porque como dice san Alberto “el hombre colabora al plan de Dios, humaniza la tierra, la penetra de pensamiento, de amor, la espiritualiza y la diviniza”. En el trabajo, las personas pueden ligarse a otras entregándoles algo de lo que han hecho contribuyendo así al bien común. Incluso cuando se hace dificultoso o sufrido es también posible unirse a Cristo.


En este sentido, desde la Pastoral UC hemos recopilados algunos breves testimonios donde trabajadores de la Universidad Católica de Chile nos cuentan cómo creen que su trabajo aporta a los demás:



Tanta es la importancia del trabajo en el ser humano, que como cristianos deberíamos sentirnos responsables de velar para que éste se dé en condiciones de justicia y respeto por la dignidad de cada persona. Por esta razón San Alberto, desde la Doctrina Social de la Iglesia, plantea que son temas importantes el bien común y los salarios. Estos últimos, para vivir y mantener una familia, que pueda responder al valor técnico del trabajo, además de ser ajustado a la realidad social y de la empresa. Así también son de relevancia la organización de los trabajadores, que por medios de sindicatos, puedan estudiar, promover, y en algunas ocasiones defender los intereses comunes de los trabajadores, realizando una labor colaborativa con los empleadores.


De esta forma, como un reconocimiento a tantos trabajadores es que queremos invitar a la comunidad a una celebración eucarística de Día del trabajador en este LINK, en ella queremos encomendar en especial nuestros desafíos y trabajos, estando abiertos a la voluntad de Dios.



Fuentes

  1. Moral Social. Obra póstuma del Padre Hurtado, S.J., Escritos inéditos del Padre Hurtado, S.J. Vol. 3. Edición, presentación y notas de Patricio Miranda Rebeco, Ediciones Universidad Católica de Chile, Santiago 2004.

  2. Fundación San Alberto Hurtado. “El sentido social”. Extracto del capítulo siete del libro “Humanismo Social” escrito por el Padre Hurtado. https://www.padrealbertohurtado.cl/dos-sentidos-que-hacen-falta/ (Consultado el 27-4-2020)



Te puede interesar....
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco